Por nuestra propia experiencia, sabemos que cuando nace nuestro hijo nos asaltan muchas preguntas:

  • ¿Tendrá un desarrollo normal?
  • ¿sufre mi bebé?
  • ¿qué es la fisura labio-palatina?
  • ¿Por qué ocurrió?
  • ¿Qué puedo hacer por mi hijo?
  • ¿Cómo se trata?
  • ¿Como le podré dar de comer?
  • ¿Cómo serán sus dientes?
  • ¿Tendrá problemas para hablar?
  • Cómo afrontar la situación

¿tendrá un desarrollo normal?.







 

Por supuesto, no lo dudes: TU HIJO ES PERFECTAMENTE NORMAL, y así pues su desarrollo mental será también perfectamente normal: será inteligente y tendrá una personalidad que dependerá mucho de la educación que seamos capaces de darle. Tendrá una escolaridad normal, tendrá amigos, llegará tan lejos como hubiera llegado si no

hubiera tenido el labio abierto.

 

¿sufre mi bebé?

A tu bebé no le duele, no sabe qué le pasa.

Procura no transmitirle tu ansiedad o tu angustia, pues él no puede verse en el espejo ni conoce a otros niños. Dale todo tu cariño y él te lo devolverá.

Es seguro que nosotros los padres vamos a sufrir más que nuestros hijos... Pero saldremos adelante!

 

¿Qué es la fisura labio-palatina?

Los niños con labio y/o paladar fisurado nacen con un desarrollo incompleto del labio superior y/o paladar. En otras palabras, es como si el labio y/o paladar no se hubiesen terminado de unir.

 

Puesto que el labio y el paladar se desarrollan separadamente puede haber niños

con fisura en el labio y no en el paladar, con fisura en el paladar y no en el labio, y con fisura en ambos.

 

El labio leporino hace referencia a la abertura de su boca, como la de una “liebre” (de donde vienen “leporino”). Si lo prefieres, dí que tiene una Fisura en el labio.

•Afecta a 1 de cada 700 niños (en distintos grados).

•Es la malformación congénita más común.

•Aunque el camino es largo, TODOS LOS PROBLEMAS SE SUPERAN

 

¿Por qué ocurrió?

No hay una sola causa. La mayoría de las fisuras parecen deberse a una combinación de factores heredados (genéticos) y ciertos factores “ambientales” (pesticidas, insecticidas, ciertos medicamentos, etc.). La fisura ocurre muy a principios del embarazo, antes de la octava semana (incluso antes de que la madre sepa que está embarazada...).

Muchos estudios están investigando sus causas y su prevención. Una cosa es segura:

NOSOTROS LOS PADRES NO HEMOS TENIDO CULPA, NO HEMOS HECHO NADA MAL EN EL EMBARAZO.







¿Qué puedo hacer por mi hijo?

El labio puede repararse quirúrgicamente a una edad temprana (en los primeros meses); el paladar se puede cerrar también un poco después (antes del año). Las encías y los dientes se tratarán después. El mejor momento será decidido por el cirujano, según su estado general de salud y su peso: no te impacientes, deja la decisión a los médicos.

 

¿Cómo le podré dar de comer?

Unos niños tendrán más problema que otros a la hora de comer. Algunos niños nrácticamente nno van a tener dificultad, a otros les costará más. Algunos pueden mamar, y otros serán alimentados a biberón, pero esto es algo normal hoy en día, y después todos pasarán a la cuchara... Los papás deberemos de tener algo más de paciencia. Seguiremos las indicaciones del pediatra.

 

¿Cómo serán sus dientes?

Tendrá dificultades, pero dependerán del grado de afectación y de su desarrollo;

necesitará ortodoncia. Esto llevará más tiempo que la cirugía del labio. Mientras

tanto, necesitará un seguimiento para evitar caries y problemas comunes a los de otros niños.

 

¿Tendrá problemas para hablar?

Hablará normalmente, aunque su tono de voz pueda ser más o menos nasal. Como siempre, unos niños tendrán mas dificultades que otros, y algunos requerirán foniatría y logopedia para corregir su nasalidad que suele ser el principal problema.

Cómo afrontar la situación La mayoría de los padres pensamos que eso es más difícil de lo que en realidad nos va a resultar posteriormente. Seamos claros y sinceros, y si es necesario, “soltémosles todo este rollo que hoy estáis leyendo para que comprendan la normalidad de la situación” Con familiares y amigos será fácil.

Debemos de estar preparados para soportar caras de extrañeza e incluso miradas

impertinentes.

 

 

AFILAPA es la Asociación de Afectados de Fisura Labio-Palatina de
MADRID

 

Afilapa

Pº de la Castellana 123, esc Dcha 7ºB
28046 MADRID


 

Telefonos

91 598 02 2691 598 02 26

Correo: info@afilapa.com

 

AFILAPA en redes sociales